noscript

Tels. 55 5525 9839 | 55 5525 9840 | 55 5525 9841 | 55 5525 9842

Características de un clima laboral positivo

En el contexto actual, en el que la velocidad de las decisiones, la capacidad de anticipación y adaptación, así como la tolerancia a la frustración, parece que son factores con los que hay que ejercitar esta disciplina de dirección y guía.

Características de un clima laboral positivo

La cultura de una empresa atrae talentos, los mantiene motivados y hace que generen mejores resultados. Es por ello se debe cuidar el ambiente humano en el que se realiza el trabajo, incluso desde el momento de la contratación del personal. A continuación se explican cinco características que Javier Morales Espino, director de Grupo Adya menciona que debe poseer una empresa con un clima laboral positivo.

  1. Escuchar a los colaboradores
    Cuando un colaborador percibe, en la forma de comunicación, un sentido abierto y transparente, le hace sentir que tiene valor para todos sus colegas. Además, ofrece un sentido de pertenencia ya que todo lo que diga afectará positiva o negativamente a la empresa. Por lo que es esencial que el empleado conozca plenamente la filosofía, misión y valores de la empresa para asegurar que entiende cuál es la finalidad de su trabajo y cómo lograr sus objetivos.
  2. Promover la sana competencia
    Los empleados que tienen una meta fija con una recompensa de por medio, tienden a cumplir mejor los objetivos. Utilizar su desempeño laboral como un diferenciador entre empleados con mismos perfiles, muchas veces resulta en la mejora o en el peor de los casos en mantener la productividad de la organización en su conjunto. Es importante recordar que un clima laboral positivo debe contar con bloques de capacitación para mejorar la eficiencia e inculcar actitudes positivas frente al trabajo y los empleados.
  3. Reconocer el esfuerzo de tu personal
    Existen ciertos comportamientos que deben ser reforzados con motivantes o premios para las personas. Esto es conocido ampliamente como refuerzo positivo en el ámbito psicológico y es usado en la gestión del desempeño organizacional al ofrecer recompensas a los empleados que tienen un esfuerzo sobresaliente en su trabajo, lo que motiva el mismo comportamiento en sus compañeros. Es importante resaltar que el premio no es necesariamente monetario, algunas veces una recompensa verbal será más que suficiente para algunos empleados, se busca que el trabajador se sienta valorado por eso que desarrolla hacia el interior de la organización.
  4. Involucrarse en los proyectos
    Dedica un poco de tiempo a convivir con las personas que sustentan tu éxito en la empresa. Es sabido que el ser humano busca apoyo en sus semejantes y busca sentirse parte de un grupo de personas afines, de tal forma que en tiempos difíciles el equipo se manifieste para hacerse presente ante la adversidad, esto hace que la gente evite pensar que trabaja sola y se conoce como sentido de unidad.
  5. Generar un ambiente de respeto
    La mayoría de los equipos de trabajo pasa muchas horas al día juntos, por lo que la línea del respeto se hace cada vez más delgada. Es importante establecer ciertas normas de convivencia, como evitar el uso de “sobrenombres”, saludar a los compañeros, pedir las cosas de manera amable. Respeto, Cortesía y Educación. Si no sabes cómo está el Clima Laboral en tu empresa, es importante que permitas a los colaboradores expresarse de manera libre respecto a todos los elementos de la organización con la finalidad de determinar soluciones integrales y acciones de mejora continua.